No olvides visitar:

loading...

miércoles, 25 de septiembre de 2013

Ungüento para Pies Resecos

2 Cucharadas de aceite de oliva.
2  Cucharadas de Vaselina
2  Cucharadas de miel

Revuelve suavemente hasta incorporar todo perfectamente.  Aplicalo desde los tobillos hasta la punta de los pies, poniendo especial cuidado en los talones.
Ponte a reposar con los pies en alto 15 minutos al menos, y después enjuaga con agua tibia y seca muy bien, especialmente entre los dedos del pie.  Puedes utilizarla de una a dos veces por semana, especialmente si permaneces mucho de pie durante el día. Es importante que no apliques este ungüento si padeces de onicomicosis.

No hay comentarios:

Publicar un comentario